Esta crisis también puede ser una oportunidad para defender los derechos de la infancia

En el escenario de crisis sanitaria, los derechos de la infancia pueden verse amenazados. Los gobiernos locales son un actor clave a la hora de garantizarlos. Desde Ciudades Amigas de la Infancia ponemos a disposición de los gobiernos locales un documento con oportunidades para la acción en diferentes ámbitos de derechos de los niños, niñas y adolescentes. 

 

Muchas cosas han cambiado drásticamente para niños, niñas y adolescentes con la llegada del nuevo coronavirus. Su rutina, el juego al aire libre, los espacios de educación y ocio, el contacto con sus compañeros o familia… Para muchos de ellos se trata de un cambio crucial: sus derechos pueden verse amenazados en este nuevo escenario donde lo que prima es vencer a la pandemia.

El derecho a la protección, a la educación, a una alimentación saludable o a la participación infantil y adolescente también deben ser ejes prioritarios en la respuesta ante esta crisis sanitaria y social. Los gobiernos locales, al ser el entorno más cercano de la infancia, se convierten en estos momentos en un actor clave a la hora de cubrir las necesidades y proteger los derechos de los niños y niñas en sus localidades.

Para ayudarles en esta tarea, desde UNICEF España publicamos Derechos de la infancia y COVID-19: oportunidades de actuación para que los gobiernos locales apoyen a la infancia y sus familias durante la pandemia del nuevo coronavirus. Este documento identifica, por una parte, los principales riesgos que esta crisis supone para los niños, niñas, adolescentes y sus familias; por otra, indica las oportunidades de acción para que los municipios les presten el apoyo adecuado durante la pandemia.

 

 

Los principales retos de la crisis del COVID-19 para niños, niñas y adolescentes:

Protección de la infancia

Familias sometidas a estrés, problemas económicos, limitaciones de la vida pública… Muchos niños, niñas y adolescentes pueden encontrarse en un contexto de tensión. Como resultado de la actual situación de confinamiento, se teme (y se está notando) un aumento de la violencia infantil. Por lo tanto, durante este período es importante que los ayuntamientos ofrezcan recursos y mecanismos para proteger a los niños, niñas, adolescentes y las familias de cualquier tipo de violencia.

Oportunidades de acción para gobiernos locales
  • Difundir pautas para promocionar la parentalidad positiva y libre de violencia.
  • Ofrecer información directa a los niños, niñas, adolescentes y adultos sobre los recursos existentes; por ejemplo, a través de un boletín informativo, un folleto para todo el hogar o a través de las redes sociales.
  • Establecer una línea telefónica directa para niños, niñas y adolescentes y que el acceso a dicho número se difunda por canales donde puedan ser vistos directamente por ellos, o un buzón digital a través de su web.
  • Sensibilizar y capacitar al personal ayuntamiento de los riesgos planteados por COVID-19 desde la perspectiva de la protección de la infancia.
  • Más oportunidades de acción para gobiernos locales en la guía de UNICEF

 

Pobreza infantil

El impacto socioeconómico de la COVID-19 se hará notar más duramente entre los niños y niñas más vulnerables. Actualmente, se estima que uno de cada tres niños que viven en España se encuentran en situación de pobreza y las consecuencias de la crisis de la COVID-19 amenazan con agravar aún más sus dificultades. ¿Qué pueden hacer los gobiernos locales? Tomar medidas para mitigar la repercusión social y económica del brote de la COVID-19 y dar una adecuada respuesta, para evitar que muchos niños y niñas que ya viven en circunstancias de dificultad caigan en situaciones de extrema pobreza.

Oportunidades de acción para gobiernos locales
  • Asegurar que los servicios y prestaciones económicas que reciben los grupos más vulnerables no se paralicen por la situación de crisis.
  • Asegurar una saludable alimentación a los niños, niñas y adolescentes. Por ejemplo, mantener las becas comedor con comida saludable y cuya distribución sea accesible a todos.
  • Protección del acceso a la vivienda mediante la prestación de asistencia financiera a las familias que no pueden pagar el alquiler o la hipoteca debido al Covid-19.
  • Ayudas para el pago de la energía y el agua.
  • Más oportunidades de acción para gobiernos locales en la guía de UNICEF

 

 

La participación infantil y adolescente

En un momento como este, la generación más joven tiene derecho a ser informada, a expresar sus temores y dudas y a participar en la toma de decisiones de los temas que les afectan. Por ello, es fundamental que durante la crisis sanitaria y social se garantice el derecho a la información y a la participación de niños, niñas y adolescentes, teniendo en cuenta su protección. Por ejemplo, si bien se deben eliminar los encuentros físicos durante la epidemia, se puede alentar a las estructuras locales de participación y a que movilicen el apoyo y la comunicación entre sus pares a través de las redes sociales o plataformas específicas para las reuniones en remoto.

Oportunidades de acción para gobiernos locales
  • Involucrar a los niños, niñas y adolescentes en la definición de sus necesidades utilizando los mecanismos de participación existentes como los consejos de participación infantil y adolescente.
  • Realizar encuestas entre los niños, niñas y jóvenes para determinar sus necesidades y prioridades durante la pandemia de la Covid-19.
  • Tenercomo prioridad a los grupos vulnerables y/o en riesgo de exclusión, y para ello es importante consultar a las instituciones y organizaciones especializadas.
  • Los municipios pueden animar a los niños, niñas y adolescentes a debatir el tema y dar visibilidad a sus demandas en las plataformas del municipio.
  • Más oportunidades de acción para gobiernos locales en la guía de UNICEF

 

Desarrollo infantil

Con el cierre de escuelas y centros educativos se ha introducido la enseñanza a distancia, con el fin de garantizar que los niños, niñas y adolescentes sigan teniendo acceso a la educación. Sin embargo, no todas las familias están equipadas con los recursos necesarios, ya sean técnicos o de otro tipo. Por otro lado, las actividades al aire libre se han suprimido totalmente generando un cambio en los hábitos de juego y ocio. En este marco, los gobiernos locales y desempeñan un papel importante: el de asesorar a los padres, madres o tutores sobre cómo promover el juego en el hogar, poner a su disposición recursos como ayuda con los deberes escolares, etc. 

Oportunidades de acción para gobiernos locales
  • Apoyar a las escuelas y a los padres, madres o cuidadores para que los niños, niñas y adolescentes puedan seguir aprendiendo a pesar del cierre de las escuelas. Se debe prestar especial atención a las familias más vulnerables. Por ejemplo, las autoridades locales pueden considerar la posibilidad de proporcionar el equipo necesario para la enseñanza a distancia a las familias que no tienen acceso a él, como así también el acceso a internet.
  • Ofrecer apoyos de refuerzo educativo vía telefónica o a través de plataformas digitales para los niños y niñas que tienen dificultades de aprendizaje.
  • Proporcionar información sobre juegos o actividades físicas individuales o grupales que puedan realizarse en el interior de sus hogares.
  • Promover el buen uso de las tecnologías, evitando el exceso o descontrol de las horas en las pantallas  https://www.unicef.es/educa/blog/uso-saludable-tics
  • Más oportunidades de acción para gobiernos locales en la guía de UNICEF