«No queremos palabras bonitas: necesitamos acción». El Manifiesto de infancia 2020 llega al Congreso y el Senado

20/11/2020 | Agenda 2030, Participación Infantil, Política Estatal

Manifiesto ODS

  • Los chicos y chicas presentan sus propuestas sobre la Agenda 2030 a la Comisión Mixta para la Coordinación y Seguimiento de la Estrategia Española para alcanzar los ODS del Congreso de los Diputados y del Senado
  • “Emociona ver hablar con tanta claridad de ideas a personas tan jóvenes», ha señalado Arnau Ramírez, vicepresidente de la Comisión
  • Hoy, Día Universal del Niño, se conmemora la Convención de Derechos del Niño, que recoge el derecho a la participación: «Esta reunión pone de manifiesto el ejercicio de ese derecho», ha dicho el presidente de UNICEF España

 

En tiempos de emergencia como la actual pandemia, el trabajo para resolver los diferentes desafíos a los que se enfrenta la humanidad debe continuar más activo que nunca. Eso creen los chicos y chicas de los diferentes consejos de participación infantil y adolescente, y el ejemplo más reciente de su dedicación fue el Manifiesto de infancia y adolescencia 2020, repleto de propuestas para alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la Agenda 2030 y elaborado con las conclusiones del VI Encuentro Estatal de Consejos de Participación.

Los chicos y chicas ya mostraron dicho manifiesto a la Secretaría de Estado de Agenda 2030 y ayer, día 19 de noviembre, dieron otro paso más para llevar sus voces a los representantes políticos: el texto fue presentado también en una reunión con la Comisión Mixta para la Coordinación y Seguimiento de la Estrategia Española para alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenible del Congreso de los Diputados y del Senado.

Y es que la crisis sanitaria impacta más en los niños, niñas y adolescentes, como ha recordado durante el encuentro Gustavo Suárez Pertierra, Presidente de UNICEF España, poniendo como ejemplo el aumento de la pobreza infantil. “Hay que reflexionar, debatir, tomar iniciativas sobre la hoja de ruta que supone la Agenda 2030. No podemos dejar de trabajar en el cumplimiento de estos objetivos”, ha recalcado.

 

El mundo que los chicos y chicas quieren construir en una década

 

Ni siquiera la pandemia ha detenido la participación infantil. Marta, malagueña y miembro de 14 años del grupo impulsor, ha contado cómo se llevó a cabo el VI Encuentro Estatal, en el que participaron casi 200 miembros de 74 consejos, a pesar de las restricciones por la crisis sanitaria: “La pandemia no fue un obstáculo para nosotros, continuamos nuestras reuniones online, que facilitaron que nos reuniéramos más a menudo”, cuenta. Desde el grupo impulsor asesoraron y crearon una metodología para diseñar el encuentro que fue un espacio, añade, “donde pudimos aportar ideas, experiencia, opiniones, propuestas y diferentes puntos de vista”.

Seguidamente Gorka, Adriana, Víctor, Irene, Candela, Pablo, Celia y Marta, chicos y chicas representantes de los diferentes consejos de participación, han hablado de cómo abordar los retos de pobreza, desigualdad, educación o medio ambiente desde la perspectiva de la infancia, qué puede hacer el Gobierno y cómo ellos mismos pueden comprometerse a lograr ese mundo mejor para el año 2030.

Para ello han desglosado algunos de los puntos de su manifiesto, dejando claro cuáles son los temas que más les afectan e importan. El cuidado del medio ambiente está entre ellos: por eso, han propuesto el fomento de las energías limpias, un impulso a los coches eléctricos, una reducción del uso de plástico por parte de las empresas y que se trabaje para reducir la contaminación en las ciudades, entre otras.

La educación de calidad es otro tema crucial para la infancia y adolescencia, que han pedido más recursos y becas, aulas menos numerosas para conseguir una mejor atención y herramientas para responder ante la discriminación y el acoso escolar.

Pero los chicos y chicas tienen, además, ideas para garantizar el fin de la pobreza, del hambre y el empleo digno, tres objetivos de desarrollo sostenible que se dan la mano y cuyo abordaje consideran urgente en este momento de crisis sociosanitaria: “Durante esta pandemia hemos visto esta realidad más cercana”, ha dicho Irene, de Teo (La Coruña), que ha propuesto ideas para garantizar los derechos básicos como la alimentación, el trabajo digno y estable y un sueldo digno y adecuado, incluyendo un horario que permita la conciliación familiar.

También han expuesto sus ideas para garantizar la igualdad de género, como una educación con perspectiva de género y contra los estereotipos ofrecida por profesores especializados en la materia; la reducción de desigualdades y la salud y el bienestar: “Los adolescentes estamos sometidos a gran carga de trabajo académico, el estrés es constante, una presión social que viene de redes sociales…”, ha recordado Pablo, de San Javier (Murcia), que ha propuesto una asignatura sobre inteligencia emocional y la necesidad de asistir al psicólogo que les ayude a chicos y chicas a gestionar sus emociones.

También han reflexionado sobre cómo ellos mismos, como niños, niñas y adolescentes, pueden adoptar para contribuir en el cumplimiento de estos ODS: “Nosotros podemos contribuir creando consejos de infancia regionales, para tener voz, organizar y concienciar”, ha planteado Marta. Pero no quieren que sus ideas queden en saco roto: “Estos encuentros son muy enriquecedores, pero no solo deben ser palabras bonitas, ¡necesitamos acción!”, ha concluido Irene.

 

Una lectura fresca de la realidad

 

Los diputados de diferentes grupos políticos presentes en el encuentro han tomado nota de las ideas lanzadas por los chicos y chicas. “Habéis sabido resumir, sintetizar y sacar conclusiones que nos van a venir muy bien para elaborar esa agenda que va a ser muy positiva para todos”, ha dicho Alberto Fabra, del Partido Popular. Para Elena Diego, del PSOE, “muchas veces ver la vida con los ojos de los adolescentes y niños es muy diferente a como al vemos lo adultos, y por tanto hay algunas cuestiones que cuando las ponéis encima de la mesa nos hacen pensar”.

“Conozco el trabajo de los jóvenes, pero siempre me llama la atención asistir a esta lectura tan fresca de la realidad y los problemas que tenemos, y comprobar el grado de compromiso con algo no siempre fácil de entender como los ODS”, ha opinado Suárez Pertierra. “Hay reflexión, debate, iniciativa y propuestas desde una madurez envidiable”. El presidente de UNICEF ha recordado que hoy, 20 de noviembre, se celebra el Día Universal de la Infancia para conmemorar la Convención de Derechos del Niño, un texto que cataloga de revolucionario: “Por primera vez en la Historia se reconocían a los niños, niñas y adolescentes como sujetos de derecho como los adultos. Entre estos derechos consta el derecho de la participación. Esta reunión pone de manifiesto el ejercicio de ese derecho y la obligación de los representantes de la soberanía popular y de los adultos en general de su obligación de escucharles”.

“Emociona ver hablar con tanta claridad de ideas a personas tan jóvenes. Comparto todos los valores, objetivos e ideas que nos habéis transmitido. Los ODS no sirven para otra cosa que para trabajar por un mundo más justo, más digno, donde las oportunidades de cualquier muchacho o muchacha sean iguales”, ha concluido Arnau Ramírez, vicepresidente de la Comisión.

 

Comparte este artículo

Últimas noticias