9 ejemplos de cómo los niños y niñas influyen en sus comunidades para erradicar la violencia

12/05/2022 | Adolescencia y juventud, Buenas prácticas, Derechos de la Infancia, Experiencias internacionales, Igualdad de género, Inclusión, Participación Infantil, Pobreza, Protección

comunidades

Chicas del proyecto Jóvenes líderes en Ghana. Imagen del vídeo de World Vision

 

  • Así se organizan los chicos y chicas, de la mano de organizaciones en terreno, para garantizar sus derechos, la igualdad de género y su protección
  • «Los niños y niñas son actores fundamentales cuando se trata de lograr un cambio»

 

Poner fin a la violencia contra la infancia en el mundo no es una utopía: es la meta por la que cada día trabajan miles de personas. Y muchas de ellas son niños, niñas y adolescentes que contribuyen a que esa meta esté cada vez más cerca.

En los cinco continentes, chicos y chicas se organizan en sus comunidades de distintas formas: algunos, para comunicar y sensibilizar sobre las realidades que sufren de primera mano; otros llevan a cabo iniciativas innovadoras de la mano de organizaciones, y otros interactúan directamente con los representantes políticos.

 

Por ello, la Secretaria General de Naciones Unidas sobre la Violencia contra los Niños ha creado el mapa de la participación que recoge las iniciativas inspiradoras llevadas a cabo por chicos y chicas de todo el mundo.

 

Este mapa web, que se actualiza con regularidad, incluye ejemplos de iniciativas de niños, niñas y adolescentes que trabajan junto con organizaciones sobre el terreno.

“Para promover y difundir las acciones de los niños, hemos invitado a niños, jóvenes y organizaciones de todo el mundo a compartir su trabajo y acciones para poner fin a la violencia contra los niños y, al mismo tiempo, hacerle saber al mundo que los niños y niñas son actores fundamentales cuando se trata de lograr un cambio», explican en la web.

Con toda la información recopilada han publicado un informe sobre la participación de la infancia con recomendaciones sobre cómo apoyar las acciones de los niños y niñas para influir en el cambio.

 

Los niños y niñas son parte de la solución contra la violencia infantil

 

Aquí tenéis algunos ejemplos recogidos en el mapa web de cómo los chicos y chicas, de la mano de organizaciones en terreno, trabajan juntos para poner fin a la violencia contra la infancia y lograr un cambio social a través de la participación:

 

Influyendo en sus comunidades

 

  • En Kenia, una baraza es un lugar donde se celebran reuniones públicas para debatir cuestiones que afectan a la comunidad, y donde los niños y niñas no suelen estar incluidos. Algunos de ellos piden que la cosa cambie. «Los niños tenemos que tener la oportunidad de elegir a los líderes del mañana», dice Lilian, una niña miembro de la organización CANNA, y pide que se les dé la oportunidad de asistir como miembros del Comité Asesor de Niños de su comunidad para tener la información y ser de utilidad.
  • También a través del proyecto Jóvenes líderes para el cambio de la organización World Vision, los chicos y chicas busca espacios de participación influir en la toma de decisiones de sus comunidades y fomentar el cambio social.

“Como presidenta del Parlamento, movilizo a mis compañeros niños y niñas de la comunidad. Sensibilizamos a los padres, miembros de la comunidad y otras personas sobre la violencia contra la infancia en la región norte donde vivo”, cuenta Sarafina, joven de Ghana y miembro del proyecto. A partir del fútbol femenino conciencian a la comunidad sobre la violencia contra la infancia y, en especial, contra las niñas y adolescentes.

  • En Panamá, ‘Los Imparables’ es un grupo de niños y niñas cuyo fin es prevenir la violencia de las pandillas. Los propios chicos animan a sus compañeros a no unirse a las pandillas callejeras y trabajan en sus comunidades en el desarrollo de diferentes actividades culturales, educativas y de desarrollo personal en colaboración con el Ministerio de Desarrollo Social.

“Los jóvenes adolescentes podemos generar grandes cambios en nuestra comunidad y lo estamos demostrando a través de este movimiento juvenil, evitando que más adolescentes formen parte de las más de 40 pandillas que existen en la provincia y enviando un mensaje claro a nuestras autoridades de que la prevención es siempre la mejor opción”, dicen.

 

Abordando las violencias contra la infancia

 

  • Algunas de las formas más extremas de violencia contra la infancia, como la mutilación infantil femenina, han aumentado con la pandemia. En Kenia, la organización Anti FGM Board trabaja con las niñas para crear conciencia sobre los efectos negativos de esta práctica nociva.

“Durante la pandemia, las niñas han estado en mayor riesgo debido al encierro y el distanciamiento social. Informar de los casos no ha sido fácil. Las propias niñas han comenzado a llamar a los números gratuitos compartidos para informar cuando están en riesgo de mutilación genital”, dicen desde la organización.

  • En Liberia, la iniciativa Brighter Initiatives for Revitalization & Development (BIRD-Liberia) se centra en la violencia sexual que sufren muchas niñas y adolescentes. “Desde el comienzo de la COVID-19 en Liberia, nos hemos movilizado y seguimos movilizando a las comunidades liberianas para condenar enérgicamente el acto de violencia sexual y de género, especialmente los delitos de violación”, cuentan.
  • Las niñas se organizan también para acabar con la práctica del matrimonio infantil. En Bangladesh, la entidad Aid Organization ha creado una campaña de concienciación entre las comunidades, enviando información a mujeres y niñas sobre sus derechos, incluyendo una capacitación grupal en tres ciudades en la que participaron 1.500 chicas adolescentes.

 

Protección de la infancia

 

  • El trabajo infantil es un problema frecuente en Bangladesh y el sur de Asia. La asociación Misión Dhaka Ahsania ha identificado que muchas intervenciones del programa no incluyen la perspectiva y las experiencias de la infancia, ya que carecen de un enfoque participativo para comprender los factores de riesgo que terminan conduciendo a los niños y niñas a las peores formas de trabajo infantil.

Por eso, la organización está interactuando directamente con niños y niñas que recopilan historias de sus compañeros para comprender mejor las causas profundas del este problema. Su objetivo es reunir 200 relatos recogidos por los propios niños y niñas.

«Los niños analizarán los propios cuentos y a través de un análisis participativo tratarán de identificar las causas y consecuencias de varios factores que los llevan a peores formas de trabajo infantil. Además, la creación de un grupo de defensa de los niños en Bangladesh y Nepal no solo generará evidencia sobre la vida de los niños y niñas, sino que también abogará por los problemas que afectan sus vidas», explican.

  • En Ghana, la asociación Catholic Action For Street Children trabaja con niños y niñas en situación de calle, migrantes y refugiados y víctimas de trabajo infantil. Para crear conciencia sobre la pobreza y la desigualdad que sufren estos colectivos, los chicos y chicas de la asociación utilizan el teatro, la poesía y la danza para involucrar a sus comunidades.

 

Las chicas toman la iniciativa

 

En muchos casos son las niñas y adolescentes quienes ayudan a su comunidad a garantizar su protección y la de sus compañeras.

  • Un ejemplo es la Asociación Mundial de Chicas Scouts (WAGGGS), en la que niñas y adolescentes de diferentes zonas del mundo pasan por seis semanas de capacitación en defensa y comunicación, incluida la identificación de los problemas que las afectan en relación con la violencia de género. Luego regresan a sus comunidades y capacitan a grupos de niñas más jóvenes, para que juntas puedan desarrollar campañas de promoción.

En Filipinas, a raíz de un caso de violencia sexual contra dos niñas, las adolescentes se movilizaron y se acercaron a expertos adultos para obtener capacitación técnica y apoyo para comprender mejor las causas profundas de la violencia. Después de estos diálogos, las niñas han podido dar forma y llevar adelante campañas de promoción, dado que comprenden mejor el tema antes de encontrar soluciones.

“Si tienes una comprensión muy limitada del problema, también tendrás una comprensión limitada de cómo lograr el cambio”, dicen.

 

Destacadas

Te puede interesar

Últimas noticias

Ir al contenido